Inicio » Tipos » Fobias

Fobias

Antes que nada, recuerda que puedes participar en los foros sobre ansiedad en Aorana. ¡Anímate!

Cabe distinguir los miedos habituales, los cuales todos tenemos, de las fobias. Toda persona tiene sus propios pequeños miedos irracionales, desde a ciertos animales a algunas situaciones como subirse a un avión o conducir. Sin embargo, estos miedos pasan a convertirse en fobia desde el mismo momento que, estos son tan intensos que interfieren en el día a día del sujeto. Una fobia se define generalmente como un miedo irracional compulsivo hacia alguien o algo que se presume completamente inofensivo. De los distintos tipos de trastornos de la ansiedad, la fobia es el más común de todos. En 2006, la Organización Mundial de la Salud (OMS) estimó que al menos 2,5 millones de españoles padecían algún tipo de fobia. Esta cifra implica que el 5,9% de la población adulta española padece alguno de estos trastornos de la ansiedad, un porcentaje que, aun así, se sitúa algo debajo de la media europea, la cual alcanza un 6,4%.

Generalmente, se clasifican las fobias en tres tipos:

  • Fobias específicas. Miedos irracionales a situaciones u objetos concretos. Se clasifican a su vez en…
    • Fobias animales
    • Fobias ambientales. Incluyen la fobia a las alturas, a las tormentas, al agua o a la oscuridad
    • Fobias situacionales. Provocadas por una situación específica que dispara la fobia. El miedo a los espacios cerrados o claustrofobia, el miedo a ascensores, a volar, a los túneles o a los puentes serían sólo algunas de ellas
    • Fobia a la sangre, a las inyecciones y al daño físico
    • Otras fobias. Aquí caben múltiples fobias no clasificables en los anteriores campos. Desde fobia a ahogarse a el miedo a la enfermedad o a la muerte
  • Fobia social. Generalmente implica un miedo desaforado por parte del individuo a verse humillado, reprendido o maltratado en público. En casos extremos, esta lleva al individuo al aislamiento y a evitar el contacto social.
  • Agorafobia. Aunque tradicionalmente se ha entendido la agorafobia como el miedo a los espacios abiertos, la palabra ha adoptado un nuevo significado en nuestros días. Hoy la agorafobia implica miedo a encontrarse en lugares frecuentados por masas y de los que es difícil escapar, o en los que sería difícil recibir ayuda en caso de cualquier tipo de complicación. Las personas que la padecen suelen haber sufrido crisis de ansiedad e incluso ser reincidentes en las mismas, lo que les lleva a querer evitar determinadas situaciones y lugares y, por lo tanto, caer en la agorafobia.